CHUZZ, PELADO, O DE FLANEURETTE Y EL DE BRUNETE

04 marzo 2008

Chitty Chitty Bang Bang: la Película, la Crítica.



Sinopsis: Sur de Inglaterra, corre el año 1909. Unos niños repolludos, absentistas escolares, se encaprichan de un coche de carreras que ha resultado siniestro total. Manipulan a su padre, Caractatus Potts (Dick Van Dyke), de profesión inventor loco, para que lo compre y lo arregle. Como la familia, que incluye a un abuelo senil, vive en el umbral de la pobreza, en un molino al borde de la ruina, intentan colocar el último invento de Caractatus, que son unos caramelos en mal estado, al empresario capitalista Lord Scromptius, dueño de una fábrica de golosinas. Los resultados resultan catastróficos. 奇蒂奇蒂榜榜 电影


A pesar de salir mal la operación, Caractatus se va de excursión con la hija de Lord Scromptius, tan repolluda ella que a su lado los niños repolludos parecen Ze Pequenho y sus amigos violentos de las favelas de Río de Janerio en Cidade de Deus. Allí, junto a los blancos acantilados de Dover, soñarán una aventura que les llevará en busca del secuestrado abuelo senil, volando en el coche denominado Chitty, al país de Vulgaria, donde un súbdito fabricante de Juguetes (Benny Hill) les ayudará a rescatar al abuelo de las garras del alucinado Barón Bomburst y su mujer, que resultan ser una pareja de sado-masoquistas en la que destaca la personalidad de la baronesa, que odia terriblemente a los niños, por lo cual en aquel país todos los niños están encerrados en la mazmorra del castillo.


Crítica: Se trata de un musical infantil del año 1968, adaptación de un libro de Ian Fleming (el de 007), producido por Albert Broccoli (el de 007), con guión de Roald Dahl y Ken Hughes. Se grabó en los afamados Pinewood Studios (estudios Pinewood), en los blancos acantilados de Dover y en el castillo de Neuschwanstein en Baviera (que es ese que se parece al Castillo de Walt Disney). La película puede resultar un poco insufrible, por la cantidad de números musicales que incluye y la repolludez de los niños (Jeremy y Jemima), y de la mujer (Truly Scromptious), pero si se visiona con espíritu deportivo se pueden observar interesantes detalles, como el universo mágico de Roald Dahl y su desbordante fantasía, en detalles como la fábrica de golosinas de Lord Scromptius, el secuestrador de niños del reino de Vulgaria, la relación sado-maso que llevan los barones Bomburst, o más curioso todavía, ver a Benny Hill más de cinco minutos sin que esté persiguiendo (o siendo perseguido) por chicas en sujetador, o dando palmadas en la calva al ancianete Paddy... Aparte que siempre el ver una película de esas que viste cuando eras un crío te traslada durante una hora y pico a ese mundo donde no existían las preocupaciones que ahora nos ocupan (si bien existían muchas otras, algunas de ellas dignas del sádico Roald Dahl).
La banda sonora incluye canciones como "Dulces Pitos" o “Chu-chi face”, .. Las letras de las canciones se pueden consultar aquí.

Adrian Hall y Heather Ripley, los repolludos Jeremy y Jemima de Chitty Chitty Bang Bang



5 comentarios:

Pitxi dijo...

Esta pelicula si que me ha parecido una autentica castaña de siempre, me preguntaba, que clase de alucinogenos les pondrian a esos caramelos. La descripción de la pelicula buenisima Chuso, no lo habria podido decir mejor...

pelao dijo...

claro, va el chuso con su pulitzer, escribe cienmil palabras sobre una mierda de pelicula y el pitxon se deshace en elogios...voy yo, comento 5 peliculas mierderas en el mismo espacio y me dice que "escribo mucho"....pero eso es lo que hace que nuestro potx sea el number one! sin rintintin eh, pero con un poco de ron-tonton! yeeeeee!
chuso, no me pases esa peli, se la devuelves a teddy...

Pitxi dijo...

Al menos al Chuso se le entiende, ademas a que narices viene este repaso ahora????

Si Chuso, esta peli te la puedes quedar.....

pelao dijo...

ja ja, nada nada, ya sabes que yo soy como el oswald, pero mas epileptico....ya te mete bastante caña elasticG en tu blog privee....cuidate, y pronto oporto-talizamos!

Elacticgirl dijo...

sólo recuerdo la canción, y me gustaba...
Podría volver a verla.